Escríbeme

olmoluz@gmail.com

domingo, noviembre 15, 2009

MIS LECTURAS


Últimamente me ha dado por leer biografías de músicos.

Empecé con Mozart. Me gustó la vida del genio escrita por Fernando Vela. Hacía mucho tiempo que quería saber cómo le fue al atormentado e impulsivo y también genial Beethoven y encontré un libro de bolsillo de Espasa Calpe, escrito por André Gauthier que reconozco se me ha quedado algo corto y deseo conocer más del que se considera número uno en música clásica. Seguí con el romántico Fryderyk Chopin. En otro tiempo ya había leído algo de su melancólica vida y con “Un invierno en Mallorca” de George Sand , tuve su visión de una etapa de la vida de este músico polaco. En esta ocasión seguí leyendo en la colección de Espasa, escrito por André Lavange.

Me interesaron las mujeres y aunque di un pequeño salto en el tiempo, leí la vida de la compositora Alma Mahler, mujer y musa del también compositor Gustav Mahler, el arquitecto Walter Gropius y el novelista Franz Werfel, además de tener varios amantes y me impresionó la intensa relación que tuvo con el pintor Kokoschka. A todos ellos les aportaba la energía que necesitaban para sus creaciones.


Como soy un poco caótica en mis lecturas, escogí a Clara Wiek , la gran pianista que también hizo sus pinitos como compositora, pero a diferencia de Alma, ella dedicó toda su vida a su gran y único amor Robert Suman, por eso mi última biografía leída ha sido de éste gran creador y he de decir que su vida es la que más me ha atraído por ser poeta, filósofo y músico, además de tener el alma más romántica de todos los leídos hasta ahora. Tanto es así que va a morir en “sus maravillosos sufrimientos” porque un mismo sonido –la- se ha instalado en su cerebro.

Ahora quiero leer la vida del joven Johannes Brahms que tanto bien le hacia a Schumann y sus atormentados amores con su viuda Clara Schumann.

1 comentario:

Abejita de la Vega dijo...

Ese la que se le quedó en la mente...qué locura tan atormentadora.
Sólo la.
¡Qué geniales son los músicos!Incluso en su locura.
Laaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa
Un beso