Escríbeme

olmoluz@gmail.com

domingo, septiembre 07, 2014

SEIS DE SEPTIEMBRE EN MADRID

Ayer hizo un día plomizo en Madrid. Decidí , ya por la tarde, acercarme hasta el Parque del Retiro, dirigiéndome hasta mi lugar favorito del Palacio de Cristal. 
Allí me encontré con la exposición Splendide Hotel  de la artista Dominique González Fosrter ( Estrasburgo, Francia 1965). Penetré en su recinto y encontré el palacio lleno de sillas mecedoras del siglo XIX, donde la gente se sentaba  y cogiendo un libro  que contiene cada silla, se hacían fotos con el móvil. Yo hice lo mismo y al abrir el tomo  que ocupaba mi silla,  leí un pequeño texto sobre Rimbaud y Verlaine. Amores tormentosos siempre tuvieron estos dos grandes poetas.

 En el exterior, la gente iba y venía  con tranquilidad y sosiego. Sus avatares  con la vida puede que en esos momentos arropados por la belleza del lugar, algunos los dejasen atrás. Yo me dirigí al otro lado del Palacio para observarlo desde mi árbol favorito, el del tronco torcido al que he bautizado como el de La Araucana.

La tarde estaba pesada en un cielo gris, quizá por ello, las fotos que hice, tanto en la silla mecedora, como del árbol y  del hermoso Palacio de Cristal,  construido en 1887 con motivo de la Exposición de las Islas Filipinas, no quieren ser recuperadas.

Extrañas circunstancias tiene la vida a las que nosotros  intentamos darle, acertada o no,  una explicación.

 


Splendide Hote
Splendide Hote
Splendide Hote
Splendide Hote

5 comentarios:

Abejita de la Vega dijo...

Hay días grisáceos y hay días de luz.

Pedro Ojeda Escudero dijo...

La mejor fotografía es este recuerdo tuyo.

María Pilar dijo...

Con tus palabras me has transportado a esa silla mecedora con un libro en las manos una tarde gris ¿qué más se puede pedir?

Pamisola dijo...

Pues a falta de fotos, la imaginación al poder. Nos dejaste un fiel retrato de una tarde plomiza, especial.

Besos.

Kety dijo...

Me hubiese gustado estar allí, pero tu lo has descrito a la perfección.
Luz, un fuerte abrazo