Escríbeme

olmoluz@gmail.com

jueves, octubre 05, 2017

MARÍA DE ZAYAS Y SOTOMAYOR





Si Faetón por atrevido


llegó a la región del Sol,


aunque muera despeñado


he de seguir a Faetón.


Si os preciáis de ser cruel,


advertid que es el rigor


muy impropio a una deidad


pues merece adoración.


La culpa de ser tan linda


disculpa mi pretensión


que nadie puede miraros


sin quedar loco de amor.


Perdido estoy y contento


de ver, señora, que son


esos rayos que me abrasan


causa de mi perdición.


Culpa fuera no serviros,


pues ya nacimos los dos


vos para ser dueño mío


y para adoraros yo.
                                            La industria vence desdenes
Mariana de Carvajal y Saavedra


 
Como ando un poco liada con unas cosas y  otras, la verdad es que no tengo mucho tiempo para leer con sosiego  las novelas Amorosas y ejemplares de Doña María de Zayas y Sotomayor, autora de este mes para  el club de lectura de La Acequia.

Recuerdo haber intentado leer El prevenido engañado y me pareció bastante espeso. En estos momentos, no soy capaz de meterme en los escritos de doña María.

Por no faltar a la cita, he hecho una breve consulta por Internet sobre la poesía que escribe María Zayas y Sotomayor  y veo que hay bastantes páginas  que se pueden descargar en PDF . En una de ellas 

http://www.uhu.es/revista.etiopicas/num/07/art_7_6.pdf, 

 Benito Quintana  de la University of Hawaii at Mānoa dice   de su poesía  que " .. ..a pesar de que ésta no es de una calidad estilística particularmente memorable, los paisajes poéticos intercalados en las obras narrativas de los Desengaños amorosos cobran relevancia cuando se analizan  narratológicamente  y se presta especial atención  a la focalización de los personajes. .......no son una adición caprichosa  sino que cumplen una función que enriquece el texto ..."



No todos están de acuerdo en su calidad estilística, porque para otros como  el historiador y crítico literario José Luis Alborg: " Doña María de Zayas maneja también  el verso con notable habilidad y a la menor ocasión, interrumpe el relato para dejar constancia  de su  afición poética; con demasiada frecuencia, probablemente" - añade- y resalta  lo que escribe PfandI, muy poco amante de doña María, " Las canciones de amores, de galanteos, de  celos y de quejas no acaban nunca" . 

La edición que yo tengo en papel  se titula Entre la rueca y la pluma. Novela de mujeres en el Barroco, escrita por  Evangelina Rodríguez Cuadros y Marta Haro Cortés, en Biblioteca Nueva,  del año 1999. La acompañan en el libro Leonor de Meneses y Mariana de Carvajal, donde compruebo que  las dos autoras también introducen   poesía en sus  novelas. 

Este libro lo guardo con mucho cariño  pues me lo regalaron la féminas de la biblioteca de Mejorada del Campo,  por mi colaboración  en el día de la Mujer trabajadora. 

Es curioso como Alborg en su célebre Historia de la Literatura Española, le dedica 6 páginas a  la novelista madrileña y sin embargo he visto como manuales de la novela española, publicados con fecha un poco más reciente, se olvidan de ella.





3 comentarios:

Pedro Ojeda Escudero dijo...

Gracias por esta entrada a pesar de todas las ocupaciones.
En efecto, ha habido que romper poco a poco una barrera de silencio sobre esta autora: mujer y escritora famosa, por si fuera poco.
Un nuevo curso. Un beso.

Abejita de la Vega dijo...

En mi manual de literatura de sexto de Bachiller figuraba en letra pequeña como autora de los saraos. Se me quedó esa palabra que tuve que buscar en el diccionario.
Escritora en un mundo de hombres y defensora de la mujer y de su educación. Que les dieran libros, pedía, en lugar de ruecas y dechados.¡Y poeta!
Buena reseña. Me cuesta hacer mi entrada, seré yo o será la Zayas. A saber.

Besos, Luz.

Myriam dijo...

Interesante apunte, prestaré atención a su poesía. Ojalá puedas llegar a leer las novelS, te gustarían por la fuerza en la denuncia de violencia de género.

Besos desde el Cono Sur