Escríbeme

olmoluz@gmail.com

viernes, abril 10, 2015

MIS PASEOS POR EL MADRID CON LLUVIA


Cuando salí de mi casa en la mañana de ayer, el cielo amaneció nublado  y sin lluvia, por eso me olvidé del paraguas.

Había  medio quedado con una amiga para ver la primavera  en el Retiro. Ella me había hablado  de una exposición muy interesante  que se encontraba en La Casa de Vacas.

                       
A las diez de la mañana, la hora de la cita, comenzaron a caer algunas gotas y la exposición  de Antonio de Felipe “Graffitipop”  me sirvió de refugio.

Refugio donde me entretuve una hora y no sólo por la lluvia torrencial que me impedía caminar por los numerosos paseos  que se encuentran en el parque, con sus árboles ya repletos de hojas verdes y flores de distintos colores,











si no también porque en verdad  descubrí que todo lo que me había comentado mi amiga  a cerca de la exposición,  era muy cierto y  merecía la pena, detenerse y degustarla. Según palabras del propio autor : "Más que una exposición es una experiencia artística" y así lo sentí.



















A las once, poco más o menos, dejó de llover y  también supe que mi amiga, había decidido no venir. El mal tiempo la desanimó, así que sin compañía y en ese momento sin agua que cayese del cielo,  decidí pasear  y observar la primavera  cuando no luce el sol,  en el parque del Retiro.

Poco me duraron  los paseos porque al rato, comenzaron  de nuevo las gotas de lluvia, no obstante, me dio tiempo  a llegar hasta  el Palacio de Velázquez,


para ver y mirar otra exposición  del artista italiano  Luciano Fabro, donde descubrí que la  utilización  de los amplios espacios, combinados  con los materiales simples y comunes que utilizamos en nuestra vida cotidiana como telas, plásticos, hierros, maderas, piedras, papel, cristal..,  me estaban llevando a respirar poesía en un sentimiento interior de serenidad.



Era la hora de volver a casa y no tuve más remedio que cruzar el Retiro  bajo la lluvia de abril y sin paraguas.

A veces los paseos no se presentan como los piensas en tu imaginación y  aunque las condiciones parezcan adversas, en ocasiones te pueden dar gratas sorpresas  porque no importa dónde estés, si no más bien como tú te sientas.


Luz del Olmo

7 comentarios:

Pedro Ojeda Escudero dijo...

Me apunto las recomendaciones.
Hacía falta que lloviera.
Besos.

Rita Turza dijo...

Que entrada más bonita Luz, como me gusta Madrid incluso con lluvia.

Besos.

Myriam dijo...

¡Qué buen paseo mojadito y todo!.

El hombre de la maleta de la primera exposición, como que se me ha cruzado por algún aeropuerto...

Besos, Luz

Abejita de la Vega dijo...

¡Que llueva, que llueva!

Kety dijo...

Al margen de la lluvia, tuviste una mañana muy aprovechada. Gracias por compartirla con los que nos quedamos en casa.

Besos

Pamisola dijo...

A pesar del plantón de tu amiga y del remojo de la lluvia, le sacaste partido a tu paseo. Y por eso fue particular.

Besos.

María Pilar dijo...

Precioso reportaje fotográfico que creo que con la lluvia ha mejorado aunque tú terminases empapada.
Besos