Escríbeme

olmoluz@gmail.com

sábado, septiembre 22, 2007

PALABRAS

Lo importante no es dónde estés, sino cómo estés.

A veces pensamos que cambiando lo exterior se muda en lo interior, pero casi nunca sucede así.

7 comentarios:

Anónimo dijo...

Uno es uno mismo en todos los lugares,lo mismo en Legazpia que en Arganda, en Campo Real,en Burgos...
Pero cada sitio te moldea a su estilo y ya no eres lo mismo,no puedes ser lo mismo.Eres tú,el núcleo permanece ;pero el citoplasma y la membrana han acumulado nuevos elementos.

Ele Bergón dijo...

Estoy de acuerdo contigo, porque es verdad que a medida que pasa el tiempo nosotros vamos cambiando con él y nunca somos los mismos, porque cada minuto que pasa, ya somos otros y por supuesto las circunstancias y los lugares nos van modelando.

Cuando escribí estas palabras,me estaba acordando de esas personas que están constantemente cambiando las cosas externas y nunca miran en su interior porque les da miedo o porque se ocupan demasiado de lo de "fuera"y olvidan lo de "dentro"
Besos.

Sor Austringiliana dijo...

Pero también estamos los que hacemos demasiados viajes al interior.¿No es cierto?
La venerable maestra

Sor Austringiliana dijo...

Pero también estamos los que hacemos demasiados viajes al interior.¿No es cierto?
La venerable maestra

Ele Bergón dijo...

Eso depende de cada persona y lo contenta o no que esté con esos viajes tanto interiores como exteriores

Creo que la felicidad consiste en estar en armonía con uno mismo. Unos toman un camino y otros otro.

Besos filosóficos.

Sor Austringiliana dijo...

skip to main | skip to sidebar BIOGRAFIAS
En este blog usted podra conocer las biografias y fotos de deportistas, actores, actrices, modelos, musicos, conductores de television y muchos mas personajes de la farandula de todos los paises

domingo, agosto 26, 2007
Félix Lope de Vega Carpio

Nació el 25 de noviembre de 1562 en Madrid. Hijo de un bordador, cursó estudios en un colegio de la Compañía de Jesús y después en las universidades de Alcalá y Salamanca. En 1583 participó como soldado en la expedición a las Azores al mando de Álvaro de Bazán. Enamorado de la actriz Elena Osorio, años después la recreó en su novela La Dorotea (1632) como Filis. Cuando lo abandona, hizo correr por Madrid unos versos ofensivos hacia ella que le valieron un proceso y una pena de destierro en 1588. Se casó por poderes con Isabel de Urbina, mujer de familia noble y acomodada. La convirtió en la Belisa de sus poemas, falleció en 1594. Se relacionó con Micaela Luján, una mujer bella e inculta a la que ya dirigía versos desde 1593 con el nombre de Camila Lucinda. Micaela estaba casada, y mantuvo relaciones con él durante quince años dándole cinco hijos. El 25 de abril de 1598 se casa con Juana de Guardo hija de un rico comerciante que nunca hizo efectiva la dote que había prometido a su hija. En 1604 aparece su novela, El peregrino en su patria. En 1609 publicó el poema Arte nuevo de hacer comedias, donde expone su concepción del teatro. En 1612 muere su hijo Carlos Félix, sufre una gran crisis emocional y en 1614 se ordena sacerdote. En 1616 conoce a Marta de Nevares, muchacha de 26 años que a los trece se había casado contra su voluntad con un mercader. Fue la Amarilis y la Marcia Leonarda de sus poemas y novelas. En 1621 su hija Marcela ingresa en el convento de las Trinitarias y ese mismo año su hijo Lope Félix salió de casa para iniciar la carrera de las armas, que le llevó a la muerte en un naufragio frente a las costas de Venezuela en 1634, año en que su hija Antonia Clara, tenida con Marta, de sólo diecisiete años, se fugó con un galán, llevándose joyas y dinero. Autor de unas 1.500 obras teatrales como El comendador de Ocaña, El caballero de Olmedo, El villano en su rincón, El castigo sin venganza, La dama boba o El perro del hortelano. Escribió novelas pastoriles (La Arcadia, 1598); novelas bizantinas, El peregrino en su patria, 1604; novelas cortas como Novelas de Marcia Leonarda (1621-1624). Entre sus poemas épico-narrativos destacan La hermosura de Angélica (1602), La Jerusalén conquistada (1609) o La Dragontea, (1602) y entre los burlescos La Gatomaquia (1634). Reunió sus poesías líricas en las Rimas (1602); las Rimas sacras (1614), el Romancero espiritual (1619) y las Rimas humanas y divinas del licenciado Tomé de Burguillos (1634). Al tema histórico y legendario español pertenecen El último godo, El bastardo Mudarra, El mejor alcalde, el rey, La Estrella de Sevilla, Fuenteovejuna, Peribáñez y el comendador de Ocaña, que se encuentran entre sus mejores obras, como algunas de ambiente costumbrista y popular, entre ellas: El perro del hortelano, El villano en su rincón, La dama boba, Los melindres de Belisa, La moza del cántaro, El acero de Madrid. Falleció el 27 de agosto de 1635, el público madrileño acudió en masa a su entierro. Sus funerales fueron celebrados con boato, a costa del duque de Sesa, su heredero.




Lope de Vega era de los nuestros:


¡No sé qué tiene la aldea
donde vivo y donde muero,
que con venir de mí mismo
no puedo venir más lejos!

besos filosóficos

Sor Austringiliana dijo...

Perdona Luz, he tenido un fallo técnico, he querido selseccionar sólolos versos de Lope de Vega y me ha salido todo lo anterior.No se puede borrar en un blog.Lo voy a copiar cien veces.
Perdón